Inicie sesión

Iniciar sesión

¿Olvidó su contraseña?

Crear Cuenta

Registrarse

0

10 cosas a tener en cuenta al comprar un automóvil clásico

10 cosas a tener en cuenta al comprar un automóvil clásico

Clásico

Comprar un automóvil clásico es sin duda el sueño de muchas personas es ser el propietario de un lujoso auto clásico. Para este fin existen muchos consejos y tips para comprar un vehículo adecuado y la compra sea todo un éxito. Por obvias razones, la adquisición de un clásico en buen estado será cara, pero puedes elegir entre los precios más elevados el mejor con estos sencillos consejos.

Diez cosas a tener en cuenta al comprar un automóvil clásico

 El mantener un automóvil clásico será mucho más caro que el mantener uno deportivo o normal, ya que estos requieren de piezas difíciles de conseguir y, debido a su tiempo de uso, requiere cuidados frecuentes por parte del conductor, puede que se tenga que recurrir a un presta.

La elección

Primeramente, debes escoger el vehículo, existen muchas marcas y modelos de autos clásicos, te conviene elegir aquellos que ofrezcan una resistencia elevada si lo que se quiere es conducirlos en la calle para mostrarle a todos tus refinados gustos, otros dos puntos a tener en cuenta al elegir una marca de vehículo es la resistencia que ofrecen, ya que es lo que nos asegurará que no se descompondrán rápidamente y finalmente la facilidad con la que pueden conseguirse sus repuestos.

Si no es un automóvil que usarás a diario y más bien se adquirirá como parte de una colección, mostrárselo a invitados o para ocasiones especiales, puedes elegir una opción más delicada/llamativa sin descuidar la resistencia del mismo.

Finalmente, si quieres un automóvil clásico de competencia, es decir, para competir en concursos que premian al mejor auto clásico, se deberá escoger un vehículo clásico completamente original, que no haya tenido modificaciones por parte del usuario y que, por lógica, será muy costoso, pero al final valdrá toda la inversión.

El modelo

Elegida la marca ahora solo queda elegir el modelo y el año. Para facilitar en gran manera la elección se deben escoger como máximo unos tres años de vehículos que sean de interés y a partir de este momento comenzar a compararlos. Puede que un mismo modelo haya sufrido variaciones con el tiempo lo cual puede resultar no agradable para muchos amantes de los clásicos.

Pedir ayuda en la compra de un automóvil clásico es algo necesario

 Las personas que se dedican a la venta de autos o empeño de autos de este tipo tienen muchos conocimientos sobre el tema y te pueden ayudar a escoger la mejor opción de acuerdo a tus gustos y exigencias. Otra excelente manera de encontrar profesionales en este ámbito es por medio de internet, existen comunidades de coleccionistas que pueden ayudar con la elección del vehículo clásico que comprarás.

 

Números de identificación y la integridad del modelo

Al comprar un vehículo clásico es necesario verificar los códigos de identificación ya que todos deben ser iguales. En el caso de que los códigos de identificación de las partes del vehículo no coincidan puede significar que el auto sufrió pérdidas de sus partes y por lo tanto no está 100% original. Desde robo de ellas hasta falsificaciones de las mismas, un número de identificación diferente en las partes bajaría el precio del automóvil clásico.

Para este punto es aconsejable que cuentes con la ayuda de un mecánico especializado que sea de tu confianza, usualmente pueden identificar en donde se encuentran los números de identificación de las partes con tan solo un vistazo. En el caso de no poder conseguir uno, puedes ir acompañado con una persona conocedora de los modelos clásicos o del modelo que quieres comprar.

Los repuestos

Al momento de comprar un automóvil clásico se debe tener muy en cuenta los repuestos, ya que muchas veces se tendrán que comprar a precios altos por la gran dificultad a la hora de conseguirlos. Puede que, incluso, muchas veces no existan repuestos adecuados para el mismo y se deba optar por crear piezas personalizadas que pueden resultar algo costosas. Antes de comprar un vehículo de este tipo se debe verificar la disponibilidad de piezas online y sus precios.

Durabilidad

Un automóvil clásico bien cuidado puede funcionar excelente, como si de un auto nuevo se tratase. Con tan solo mantenimientos de rutina puede rodar con normalidad, sin embargo, si se quiere que no se deteriore con el tiempo se tendrán que tener cuidados exhaustivos de mantenimiento exterior e interior.

Identificar un falso automóvil  clásico

Existe un número de identificación llamado VIN, este código debe coincidir con el título de propiedad del vehículo. Puede encontrarse cerca del parabrisas, en la puerta del conductor o en capó. Si este número no coincide puede que se trate de una imitación de un clásico o sea robado.

Busca

Si es un hecho que comprarás determinado modelo de automóvil entonces llegó la hora de encontrarlo, no confíes en el primer precio que te den, puede que encuentres una mejor oferta o mejor vehículo por la cantidad que ibas a pagar originalmente. Tratándose de un auto clásico de un modelo determinado la búsqueda no será la gran cosa.

Estate atento con los precios llamativos

Si el vendedor anuncia un auto clásico a un precio bastante bajo o por debajo del precio normal puede tratarse de una fantástica oportunidad para adquirir el vehículo, pero también puede tratarse de una estafa. En este punto es conveniente realizar una visita al dueño del vehículo y aplicar la revisión de los números de identificación de las partes con ayuda de un especialista en clásicos, si todo está en orden solo quedaría dar una vuelta en él para contratar que puede circular sin ningún problema. Recuerda que los autos clásicos en buen estado han requerido muchos tipos de cuidados para que pudiesen conservarse así, por lo que el precio de los mismos no será bajo la mayoría de las veces.

Los autos clásicos de los 80 y 90 se venden mejor

En la época de los 80 y 90 muchos niños veían los elegantes autos clásicos que manejaban los adultos y posiblemente sus padres querían/tenían uno y les decían a sus hijos que cuando se convirtieran en adultos podrían obtener uno. El tiempo pasa y esos niños ya pueden generar ingresos suficientes para comprarse un vehículo y, al momento de decidir cual, vienen a su memoria los recuerdos de antaño, decidiéndose así por los modelos y marcas de moda en la época de su niñez.

Riesgos a la hora de comprar un auto clásico

El precio de un auto clásico en perfectas condiciones (raramente se ven) es bastante elevado, esto se debe al esfuerzo del dueño para mantenerlo en óptimas condiciones, pero en muchas ocasiones no se consigue un vehículo así y se debe tener en cuenta que el precio por el que se está comprando no incluye las reparaciones del motor, neumáticos nuevos, nuevas manos de pintura o reparación de abolladuras en la carrocería. Estos solo son detalles para que el auto esté en condiciones de circular y derrochar estilo, pero también se deben tener en cuenta todos los cuidados a tener con estos tipos de vehículos para asegurar un óptimo funcionamiento (mucho más sabiendo que muchas piezas podrían no tener reemplazo o ser de un precio muy elevado).
Antes de comprar un vehículo clásico se tienen que poner sobre la mesa todas estas inversiones secundarias y, si eres un revendedor, calcular si aún después de practicarlas se pueden obtener buenas ganancias vendiéndolo.

Comprar un auto clásico de colección o por hobbie

Las personas compran autos clásicos por dos motivos, existe un grupo amante de los clásicos que compra estos automóviles como colección, los almacenan y muestras a amigos, concursan para ganar premios al mejor coleccionista y en ocasiones dan paseos en ellos. El segundo tipo de personas los compra por hobbie, quiere un auto clásico para el día a día y no descarta el venderlo si se presenta la oportunidad de un buen negocio. Los coleccionistas no necesitan llevar su auto con demasiada frecuencia al mecánico ya que se encuentran exhibidos y estáticos, pero esto cambia con las personas que los adquieren por hobbie ya que el darle uso podría deteriorarlo y necesitaría visitar al mecánico después de 15 mil kilómetros de recorrido o un viaje largo para comprobar que todo esté en orden.

Conducirlo antes de comprar es lo mejor que se puede hacer

Los automóviles clásicos no son parecidos a los actuales. Los autos de hoy en día están repletos de tecnología, no solo en el interior, sino también en su motor y circuitería. Los autos clásicos no cuentan con esta tecnología, ni con frenos ABS o control de estabilidad ESP, por eso, si al manejar el que podría ser tu nuevo auto no te sientes cómodo, quizás un automóvil clásico no sea la mejor opción para ti.

El comprar un automóvil clásico con la vista no es nada aconsejable en ningún negocio, prueba el vehículo dando un recorrido corto que te permita sentir la suspensión, dureza del volante, frenos y velocidad, si te sientes cómodo con esto (y el precio), dale la bienvenida a tu garaje a tu nuevo auto clásico.

Un auto clásico, al fin y al cabo, es un automóvil

Puede estar valorado en mucho más que un auto estándar, pero sigue siendo un vehículo, por lo que se le pueden aplicar las reglas de compra de un vehículo estándar.

Negócialo

Después de una revisión visual exterior e interior, conducirlo para conocer que fallas posee (o descartarlas) enfócate en los aspectos no tan favorables del vehículo. ¿Los asientos no son cómodos?, ¿los neumáticos necesitan ser reemplazados?, ¿tiene abollada la carrocería?, ¿los repuestos no se consiguen con facilidad? Todos estos aspectos ponlos sobre la mesa a la hora de la negociación para conseguir una posible rebaja.

Conclusiones 

Resumiendo todo lo anterior y añadiendo unos cuantos consejos importantes, no olvides antes de comprar un automóvil clásico:

  • Levantar el auto con ayuda de un gato y girar cada rueda en búsqueda de un sonido parecido al de un gruñido, si se puede escuchar, indica un desperfecto en el neumático.
  • Revisar  los niveles y estado del aceite con el que cuenta al momento de verlo por primera vez.
  • Comprobar el estado del líquido anticongelante.
  • Checar si al encender el auto este se coloca en marcha de inmediato.
  • Revisar de qué color es el humo que sale por el escape para saber si quema aceite.
  • Acelerar el motor para tener una idea del estado del motor.
  • Manipular la caja de velocidades para constatar no haga ruido y entren bien.
  • Si las alfombras interiores están húmedas puede indicar filtración.
  • Ver si la tapicería está rota o cortada, estos cortes se van haciendo grandes con el pasar del tiempo arruinándola por completo.
  • Comprobar si las ventanillas suben y bajan correctamente, de igual manera con la capota.

 

 

1 Comentarios

Por favor, deje su comentario.